¿Te da asco…

Habitualmente, el mundo de la tecnología nos sorprende con dispositivos que parecen sacados de película; unos por ser increíblemente buenos, otros por ser resultado de una idea curiosa. Hoy venimos a hablaros de uno que pertenece al segundo grupo. Un robot capaz de limpiar él solo nuestro váter, una tarea desagradable para muchos.

Giddel, el robot que te limpia el váter

Altan Robotech es la firma detrás de este curioso invento. Éste es el primer robot portátil de limpieza de inodoros y su diseño combina los colores blanco y azul. Giddel funciona con una batería que hay que cargar antes de utilizarlo, posteriormente, ha de encajarse en la parte superior del robot.

Tendremos que levantar la tapa del váter e instalar un soporte que viene incluido con el robot si queremos que éste haga su trabajo; el proceso tan solo lleva unos minutos. En este sentido, el pack de compra incluye 3 soportes para diferentes tipos de inodoros.

Altan Robotech

El dispositivo cuenta con un brazo telescópico equipado con un cepillo y multitud de sensores que permitirán que gire por todo el váter para limpiarlo; el software del robot mide la curvatura del tazón y da al brazo las coordenadas 3D para llegar a toda la superficie de limpieza. Giddel viene con 3 cepillos de repuesto, por si alguno se estropea.

Adaptable a cualquier inodoro

Una vez instalado y tras rellenar su botella de recarga con agua o líquido de limpieza, basta con pulsar el botón de encendido y luego el de reproducción. De este modo, el robot comenzará a girar sobre sí mismo para limpiar el retrete con su cepillo. Según la compañía, Giddel realiza un movimiento circular y ondulado que cubre todos los niveles del inodoro.

Altan Robotech

El brazo telescópico del dispositivo encaja dentro de los inodoros más pequeños; pero, también funciona dentro de otros más extensos. Éste cuenta con detección de obstáculos y no significa ningún peligro para niños y mascotas; aunque, en su sitio web se relata que no es un juguete y es mejor que se mantengan alejados de él durante las operaciones de limpieza.

Mientras realiza sus tareas, Giddel se mantiene suspendido sobre el inodoro; por lo que el robot no se ensucia, a excepción del cepillo. Éste tampoco provoca salpicaduras y posee un cuerpo de plástico antimicrobiano y resistente.

Ver vídeo

La máquina demora aproximadamente unos cinco minutos en limpiar un váter. Después, solo debemos cogerlo y volver a ponerlo en la base de carga hasta su próximo uso. Si tienes más inodoros, también puedes transportarlo de uno a otro para seguir con la limpieza.

Giddel parece un curioso y útil dispositivo; sin embargo, su precio de 399 dólares (356 euros al cambio) quizás sea demasiado elevado. Es cierto que nos libra de una tarea nada agradable, pero, no todo el mundo estará dispuesto a desembolsar tal cantidad de dinero por ello. Eso sí, es un robot más que interesante para las compañías que ofrecen tareas de limpieza.

Consigue aquí el robot de limpieza Giddel

Foto destacada: Altan Robotech

La entrada ¿Te da asco limpiar el váter? Este robot de limpieza lo hará por ti aparece primero en Omicrono.



Fuente: omicrono

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

46 − = 44